Mi primer trabajo de verdad en Irlanda

Después de topar con esta marrana,( porque no se me ocurre un nombre más suave) precisamente ella habló con una tía para un trabajo, por supuesto en su línea, vamos que me podían explotar un ratito,  les contó que yo no sabía hablar inglés (cosa que no era verdad porque para trabajar de camarera nivel ya tenía, solo que ella nunca tuvo una conversación conmigo, mas allá de sus órdenes)

Tengo una entrevista, hablo con la encargada, y me cuenta que tenían un fabuloso trabajo limpiando un restaurante de 12:00 de la mañana a 4:00 de la mañana y me dice -Serán 24 horas a la semana y cobrarás unos 8 euros la hora, los Domingos ayudarás en el restaurante de camarera, así podrás mejorar tu nivel de inglés. Total, que le dije que sí, porque en principio no tenía otra cosa  y bueno dije si luego me ponen de camarera, perfecto, ahí empezaré a mejorar.

Total el día que voy a trabajar me veo en el calendario solo 3 días, cada día 4 horas y contando que me desplazaba con mi coche de gasolina hasta llegar allí. Pasan los días y no le comento nada, porque se iba una chica, y asocié que estaría de training y una vez esta chica se hubiese ido, ya ahí me daban las 24 horas. Pasaron los días, no me dieron ni un día para trabajar de camarera y yo viviendo con 100 euros a la semana, pagando alojamiento…

Total que a la semana ya le digo a la chica, -Puedo hablar contigo por favor?- Le pregunto sobre las horas que lo acordado eran 24 por semana no 12 y que qué pasaba con trabajar de camarera los Domingos. Total que se empieza a enrollar, meterme un rollo que paqué   y le dije, -Ok, entonces puedo buscarme otro trabajo,- y ella me dijo- Si, si, sin problema.

Seguí trabajando ahí, pese al disgusto y mala leche que hice.

Un señor muy majo que venía de vez en cuando a tomar un café al “meeting place” donde vivo me dijo

– Ve y deja un curriculum en el restaurante de enfrente de donde estas y pregunta por el propietario (dio los datos del mismo) y me dijo es mi sobrino, dile que vas de mi parte.

Y así fue, dicho y hecho, me llamo al día siguiente y empecé a trabajar de camarera.

Mi primer trabajo de verdad en Irlanda, con alta en la seguridad social, no me lo podía creer, y encima todos absolutamente todos me trataban como un ser humano, no como una ciudadana de 2ª clase, (que así es como me sentí  los primeros meses)

Los primeros días no se me quitaba los sonrisa de la cara, me sentía tan feliz, tan completa, con tanta ilusión, me di cuenta, que empezaba a tener el chip en inglés, lo que antes no me había sucedido

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s