El ladrón

 

Os cuento lo que me pasó ayer por la noche, o más bien esta mañana no creo que os acojinéis tanto como yo.

Actualmente estoy de residente en una residencia que está en pleno campo, naturaleza, pertenece a unos curas, el edificio es una casa con 30 habitaciones, iglesia, varias cocinas, y una zona donde trabajan los counseller, ya os comente que eran como psicólogos. Pero bueno el reverendo que lo gestiona, ha hecho una excepción conmigo, sinceramente no se porque. El caso es que aquí estoy. La semana pasada hablando con la mujer que limpia la casa me comenta:

-El reverendo se va unos días, cierra la puerta de aquí abajo para que no entre nadie. Hace unos días robaron al reverendo en su habitación y en su oficina, hace unos tres años alguien robó la llave maestra y desde entonces vienen todas las navidades a robar, y esporádicamente entre el año. Nunca han entrado a la zona de las habitaciones, pero aun así ciérrate y deja la llave puesta en tu puerta.

Bueno y así se quedo la cosa. El caso, es que decidí quedarme aquí y no volver a España para navidades, me invitaron para estar las navidades varias familias y al final me decanté por una familia que conozco más y viven muy cerca de aquí.  Pero todas las noches estoy yo aquí, sola en el edificio, y solo con la llave de mi habitación, las demás entradas son públicas y de acceso a cualquiera.

El caso es que esta noche de madrugada sobre las 4:30am me sobresalte al escuchar unas pisadas que se habían parado en mi puerta, y veo que una luz de linterna se movía una y otra vez iluminando mi puerta, me acojone y decidí quedarme parada y no moverme, efectivamente era el ladrón. Por las pisadas y por el ruido al andar pude darme cuenta que era un hombre corpulento (el suelo es de madera vieja y solo suena así con una persona corpulenta) al caminar sabia que llevaba un traje completamente impermeable, porque  las piernas rozaban entre si y podía escuchar el ruido del plástico impermeable. El caso es que lo escuché alejarse pero como con duda, como que retrocedía, pero al final se alejó. Y estuve atenta a toda la información que podía recopilar sin moverme y solo escuchando, ya que me pareció peligroso salir de la habitación. Una de las cosas que me di cuenta, que debe de dejar su coche en cualquier parte, pero no aparcado en la zona de la residencia, porque si llevaba ropa impermeable (aquí siempre está lloviendo), era porque se volvía andando, por supuesto para no llamar la atención. Y otra cosa que me di cuenta, es que conoce mucho, muchísimo al reverendo, porque el reverendo se fue sobre las dos pm , y alguien vino sobre las 4:00pm entro a las zonas comunes y cuando vio que había alguien allí (osea yo) se dio la vuelta y desapareció. Vino a chequear la casa para despues volver a la noche. Por supuesto conoce al reverendo, sabe sus horarios, cuando se va, cuando vuelve, y que hay alguien viviendo aquí (por mi), porque vino a robar a mi habitación pensando que yo me había ido por navidad, pero reculo al sentir que yo estaba en la habitación. Total que hoy 24/12/2016 he hecho como el rollo solo en casa. He pillado todas las llaves de todas las habitaciones (que se donde están) he cerrado unas cuantas puertas y he dejado deportivas de hombre fuera de la habitación con calcetines incluidos, y en cada puerta he puesto un cartelito con un nombre diferente de hombre, he bajado y he dejado las luces del pasillo dadas, las del hall, y en una habitación que es la que da a la zona donde suele entrar el ladrón una especie de linterna alumbrando la habitación y he recreado la cama como si hubiese alguien durmiendo, y esta habitación también la he cerrado, en otra he dejado la radio puesta, con todas sus etiquetas con nombres ficticios de quienes están en la habitación, y por supuesto he aparcado mi coche en la zona donde suele entrar el ladrón, que ayer no había coche ni luces, ni na de na.

Hoy se lo comenté a la señora  de la limpieza, y le expliqué lo sucedido, me comentó que si pasaba algo le hiciese una llamada perdida, le pedí que mirase la zona donde están los counceller, porque es donde está la oficina, el despacho y la habitación de el reverendo, que es donde suele entrar, pero ella no tiene la llave para acceder a esa parte, así que no pudo ver nada.

Para hoy y los demás días, tengo el teléfono de la policía, debería de mover mas hilos en los días venideros a ver si alguien que este mas cerca pueda venir en caso de.  Pero bueno, no sé si esto volverá a suceder, espero y le ruego a Dios que no, porque sinceramente es una sensación muy heavy, pero por si las moscas, tengo una tabla en la habitación y vinagre,(sé que suena macarra, pero poneros en mi situación) vinagre funciona como un spray antiviolador, pero en light, y el tablón pues imaginaros para qué, pero vamos volvería a hacer lo mismo que la ultima vez , no me movería  para nada, solo en caso de que quiera forzar la puerta de mi habitación.

Os puedo asegurar que la historia es verdad, y no me invento ni una coma, ni exagero, el caso es que esta situación de incertidumbre estará así, hasta que venga el padre que viene en 10 días. Hoy le mandé un mensaje de texto deseándole felices fiestas con su hermano y familia, y el pobre me ha respondido, que descansase, y que le podía llamar en cualquier momento (por si quiero hablar con alguien, y por los ratos de la soledad que tengo en esta casa)pero no se me ha ocurrido fastidiarle la fiesta diciéndole lo que ha pasado.

Así que bueno, aquí estoy, una historia más para contar en mi Blog, que en estos 6 meses en un pueblo tan pequeño, lo que me está dando de si esta experiencia vamos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s