Porque te apasiona

Nuevamente nos llueve, una tormenta más de verano. No quiero dormir, porque como siempre prefiero soñar, idealizar, imaginarme algo muy diferente a lo que veo, y sentir por algo que todavía…ni siquiera existe…o por alguien que ni siquiera conozco.
Una vez me preguntaron – ¿Qué tres cosas te apasionan? Y yo contesté
-Me apasiona estar apasionada, esas son mis tres en una,porque si no siento, porque si no tengo un motivo para seguir, para crecer, no puedo, simplemente no puedo
Y es verdad, lo mejor de todo es una sonrisa, una mirada eterna, sí, de esas, de esas que te penetran el alma, una caricia de alguien qué amas, o algo tan simple como un silencio acompañado de un paseo con tu mejor amig@… Si no eres capaz de apreciar esas cosas…no existe una relación con la pasión, eres una ovejita más, domesticada, qué si un día deciden dejarla libre preferiría seguir en el mismo sitio por miedo a ser feliz a descubrir qué hay algo qué se llama vida, como el ciego al qué operan y al abrir su nueva mirada acaba suicidándose porque no fue capaz de asociar lo que sucedía
Por eso no me resisto a amar, a querer y a sentir cada cosa qué hago, cada palabra que digo, cada movimiento qué hago, y … ¿sabes qué? lo transmito, lo sé, lo siento así.
Y repito qué…si no siento, para qué, por eso te digo, si no sientes, ¿para qué?, ¿por qué?
Empieza a hacer cosas pequeñas, cosas…que te apasionen…que sientas, eso sí, es muy importante qué lo hagas a escondidas, sin qué nadie te vea, compártelo sólo contigo, más que nada…para qué puedas apreciar el momento, cada minuto, no sabrás porqué, pero de repente será tu eternidad, única e intransferible, de la cual es difícil salir, porque te encanta, porque la amas…porque simplemente…TE APASIONA

Cristina me hizo pensar

De vez en cuando, viajo a la isla mágica de  Neverland , saliendo de mi casa, la segunda estrella a la derecha y todo recto hasta el amanecer.  Como niña, hago dibujos en el aire, mientras hablo con Cristina, una amiga imaginaria.

Cristina.., en un principio la imaginé..,rubia, ojos claros, delgada…y ese etc..de idealización, pero..,le fui cambiando el rostro, mientras la iba conociendo, descubría a la verdadera Cristina, una chica de color, con trenzas, “entradita” en carnes, bajita, qué tiene algo.

Me iba dando cuenta de lo especial qué era , conforme iba desgranando su interior.., despierta, risueña, soñadora..,pero sobre todo una gran amiga.

A la vuelta de éste último viaje, abro los ojos, y  encuentro otras personas, otras situaciones diferentes y no sé, se me ocurre , qué todo el mundo puede tener o ser una “Cristina” de carne y hueso, un-a amig@ de verdad y ¿porqué no? Empezar por nosotros mismos.., y  si,…¿creamos conciencia?, nos planteamos un cambio, y decidimos comportarnos de forma diferente, ser más auténticos para encontrarnos con personas más auténticas, o simplemente dejar de idealizar a las personas, a la espera del “Mirlo Blanco”, y aceptarnos, para aceptarnos y aceptar

Leyendo y leyendo, acordándome de “Cristina” se me ocurren,unas preguntas tipo test, de esas qué .., a mí por lo menos me hace recapacitar sobre lo egoístas que somos a veces, como nos gustarían qué nos tratasen, pero puede qué nosotros mismos ni las ponemos en práctica

Quiero ir al grano, así qué os dejo con mi test de la amistad, mientras vamos leyendo y pensando en la opción correcta, recomiendo una parada, un silencio

1) Ves a tu amig@ llorar, sabes qué lo está pasando mal, pero justo en ese momento tienes una cita con un bombón del cual llevas detrás meses ¿qué haces?

a) Qué se joda, seguro que sí me pasa a mí no se queda

b) Mañana le llamo, y le invito al cine

c) Por un amig@ doy la vida, lo demás va y viene

2) Entráis en una discusión acalorada: Política, religión.., Os vais cada uno por vuestro lado.

a) No le vuelvo a hablar, gentuza!

b) Hola y adiós. Como mucho le hablaré del tiempo

c) No vuelvo a tocar el tema, discutiremos, y no le quiero perder por una estupidez

3) Mi amig@ está estresad@, ha tenido un mal día, y sin darse cuenta, arremete contra mí. Y yo qué tengo un carácter que te cagas

a) Me pongo a cantarle las 40 ¿de qué va?. So friki!

b) Le miro con cara de – pero..¿qué me estás contando?- hago un corte de mangas

c) Cuento hasta tres y le digo: -Mira (digo su nombre)…mañana hablamos

4) Necesita hablar sobre temas familiares, se ahoga, y os veis:

a) Hablo de mi vida sin apenas hacer una pausa, critico a todo cristo

b) Le dejo hablar al principio, hasta que me ralla, y me pongo a pensar en mis cosas

c) Primero callo, si veo qué está mal, pongo mi mano sobre su espalda y no hablo hasta que se  haya desahogado

5) Se viste como un-a piltrafa y a mí no me gusta su forma de vestir:

a) Le digo: -¡Tú conmigo no vas así!, ¡cambiáte que vas ech@ un cuadro!

b) Le compro ropa más adecuada

c) Es su esencia! ¿qué le voy a hacer?, que vaya como quiera

6) Es el día más especial de su vida hasta la fecha

a) Paso de estar ahí todo el rato, además tengo peluquería

b) Le llamo, le felicito y cuando acabe mis tareas a lo mejor quedamos

c) Le felicito ese día a las 24:00, ayudo a preparar la sorpresa más maravillosa para qué se sienta más especial aún

Resultado del Test:

Mayoría de A: Tú eres gilipollas

Mayoría de B: Pa un café y poco más

Mayoría de C: Contigo al final del Mundo

Después de todo, hay días qué me siento un poco A, y a veces B, pero en gran mayoría una C de “Cristina”.

Recordando, qué todos somos diferentes

¿Un esfuerzo?